miércoles, 17 de diciembre de 2014

Jugando con números #1

Empezamos por la secuencia de fibonacci, al observar vemos que es como un caracol, aunque en verdad es una represetanción de números enteros que como división dan una aproximación por arriba o por abajo del numero áureo.
También se podría definir como la perdida de gravedad a lo largo del tiempo mientras te alejas del centro. Para explicarlo diré que en el centro tenemos una gravedad específica y queremos alejarnos de ella, al alejarnos la distancia al centro es menor, con lo que la gravedad disminuye y se va abriendo más el arco, la proporción del número áureo en base a enteros, definiría nuestro camino dentro de un modelo fijo, sin ninguna fuerza exterior. Las llamaradas solares son un ejemplo de ésto mismo.



Seguimos con la √2, una proporción 1:1 que divide los cuadrados en dos triángulos iguales, de los cuales la base siempre será la constante, de donde al aplicarlo a la secuencia de fibonacci sacamos las líneas verdes que se ven abajo, para dibujar el cuadrado simplemente usamos el lado más largo que coincide con el punto de fibonacci y de ahí trazamos la línea.


Ahora pasamos a representar las dos constantes en una gráfica, en base a un cuadrado de base 10. Donde √2 es la división del cuadrado en dos triángulos y fibonacci representado como el número áureo, 10/1,618... que son unos ~6,18 y de ahí sacamos el triángulo isósceles entre ambos, que es el de al lado del gráfico.


Ahora rotamos el gráfico en las 4 variantes y lo giramos, con lo que conseguimos un diamante,  luego hacemos proyecciones de todas las líneas verdes y rellenamos con las rojas usando los puntos en que las líneas verde y roja se juntan, terminamos completando los cabos sueltos con las líneas rojas invertidas.


De ahí vienen todo los cálculos que tenemos.